Textos publicados en los libros “Un derbi solidario”.

Minutos antes de que terminara la final de la copa de la UEFA entre el Espanyol y el Sevilla, el realizador captó la imagen de un señor mayor, seguidor del equipo catalán, que lloraba y movía la cabeza preguntándose por qué. Su equipo perdía por dos goles a uno. Poco después empataron, pero la lotería de los penaltis fue aún más cruel con ellos. El Espanyol, y con él ese aficionado anónimo, se quedó sin título.

Desde que vi esa imagen no pude dejar de pensar en ese hombre. Quería que el Espanyol marcara, y que la siguiente toma fuera la del anciano dando botes de alegría. Seguir leyendo “Historias del Oviedín: 16 de mayo de 2007”